Es un film transparente resistente a la humedad y a las altas temperaturas, y es 500 veces más efectivo que los empaques plásticos tradicionales para proteger los alimentos de la acción del oxígeno.

envase alimentario proteína de suero de leche

Un grupo de investigadores del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas inglés) está trabajando en el desarrollo de un envase alimentario comestible obtenido a partir de la caseína, una proteína insoluble de la leche que también se utiliza para elaborar pegamentos, cubiertas protectores, pinturas o plásticos. Se trata de un film transparente muy resistente a la acción del oxígeno, previniendo el deterioro de la comida y ampliando su vida útil.

Es una envoltura plástica similar a los envases plásticos que se pueden encontrar en el supermercado, pero con menos elasticidad, y que en su composición se le integró pectina cítrica, un elemento que aumenta la resistencia del nuevo material a la humedad y a las altas temperaturas. El film tiene un sabor casi imperceptible y en principio no alteraría las cualidades organolépticas de los alimentos que preserva.

A esto se le añade que existe la posibilidad de que se incluyan aditivos nutricionales a la composición de la envoltura, como vitaminas, probióticos y nutricéuticos, lo que le daría un valor añadido como envase alimentario.

Por otro lado, el film desarrollado es biodegradable, sostenible y contribuiría a prevenir de forma efectiva la reducción del desperdicio alimentario, diferenciándose de los envases de alimentos actuales, que son producidos a partir del petróleo y generan toneladas de residuos plásticos que permanecen durante muchos años en los vertederos.

Sin embargo, los envases comestibles no son una novedad. Hoy en día, hay varios que se comercializan, pero que están fabricados a partir de almidón, que, al ser un material más poroso, es menos efectivo a la hora de evitar la acción del oxígeno y la humedad.

Aplicaciones

Los investigadores aseguraron que este nuevo recubrimiento plástico biodegradable puede ser utilizado para una infinidad de necesidades. Actualmente, se está valorando su aplicación como envase en diferentes productos y formatos.

Pero, también se puede utilizar en forma líquida. Con esta solución se podría mejorar el carácter saludable de los cereales de desayuno, al sustituir el azúcar que se les aplica a una temperatura de 250 grados centígrados, para permitir que mantengan su integridad cuando se mezclan con la leche.


IA Data

La investigación lleva seis años.El nuevo envase fue presentado en la reunión número 252 de la Sociedad Americana de Química.

Más información: www.usda.gov